Redes Sociales: el poder de la conectividad

Autor: Vicente Garnero

 

Los pasados días 3 y 11 de julio se celebraron, respectivamente en Madrid y Barcelona, dos jornadas para profesionales de RRHH bajo el sugerente nombre de: Redes Sociales: el poder de la conectividad. Estuvieron organizadas por las agrupaciones regionales de AEDIPE en colaboración con Manpower Group. En ambas tuvimos la oportunidad de aportar nuestra visión de los grandes retos que dichos profesionales deben abordar, con carácter inmediato, para que las organizaciones no pierdan el tren de lo que hoy en día ofrece Internet y las Nuevas Tecnologías, todo ello con el objetivo de seguir mejorando la eficacia en la gestión de personas.


Con respecto a las mencionadas convocatorias hay dos buenas noticias que destacar. La primera es que entidades del calibre de AEDIPE y Manpower Group otorguen una importancia capital a esta temática y reconozcan que dichas cuestiones no son una simple moda, sino que representan una obligada ynecesaria trayectoria que, antes o después, tendrán que seguir todas las organizaciones que quieran sobrevivir en este complejo universo empresarial. La visión de que las nuevas generaciones de profesionales, que ya se están incorporando al mundo laboral, no querrán ni sabrán trabajar de otra forma fue unánimemente compartida por todos los allí presentes.

El segundo aspecto de relevancia, a tenor del elevado número de asistentes en ambos eventos, es que ya hay una gran sensibilidad e interés hacia las oportunidades que brindan los avances tecnológicos relacionados con lacolaboración profesional en red, aprovechando las múltiples opciones disponibles de relación y conectividad. Los nuevos mecanismos de trabajo en equipo pasan por operar con este tipo de funcionalidades y los profesionales de RRHH lo saben, aunque todavía exista un considerable desconocimiento sobre “cómo y cuándo deben ponerse en marcha dentro de sus organizaciones”.

Algunas Compañías ya han iniciado este proceso de adaptación y aprovechamiento del poder de las Redes de Colaboración y compartieron su experiencia a través de exposiciones en las que quedó patente el valor de la conectividad para fines profesionales, así como el hecho de que, una vez iniciado, este proceso se convierte en un camino sin retorno. El Grupo Compass en Madrid a través deJerónimo Corral (Director de RRHH) y DKV Seguros en Barcelona con Eva García (Coordinadora de Redes Sociales), ilustraron perfectamente esta realidad.

También resultaron muy interesantes las aportaciones de los especialistas deBaker & Mackenzie, para arrojar luz sobre el todavía indefinido marco jurídico con el que estas nuevas prácticas tienen que lidiar. En este sentido fue esclarecedor analizar las tendencias que van adoptando las resoluciones judiciales en nuestro país, aunque se puso de manifiesto que el camino es todavía largo y estará plagado de vaivenes.

Desde Dosierh transmitimos varios planteamientos que hemos defendido reiteradamente en nuestra bitácora digital. En concreto, abordamos tres iniciativas que, a nuestro entender, deben incorporarse a la hoja de ruta de cualquier Departamento de RRHH que desee enlazar adecuadamente su gestión con la ola de la economía digital:

  • Dotar a las organizaciones de plataformas con tecnología Web queproporcionen funcionalidades diseñadas a medida para fomentar y facilitar la colaboración entre profesionales de colectivos específicos: comerciales, ingenieros de proyecto, mandos medios, etc. La clave de su éxito no reside en la configuración ad-hoc ni en la propia  tecnología, sino en la aplicación de técnicas especializadas de dinamización que incentiven la máxima participación posible.
  • Promover el autodesarrollo profesional mediante el aprovechamiento de las variadas opciones de mejora de conocimientos y habilidades que ofrecen las dinámicas formativas y relacionales en Internet.
  • Apoyar la estrategia de Marketing On-Line y Comunicación Corporativa en Social Media contando con la colaboración de grupos seleccionados de empleados cuyo perfil les permite, de forma planificada y supervisada, realizar actividades de escucha e información sobre tendencias, vivir la experiencia de cliente y promocionar productos y servicios, defender la imagen de marca o proponer y desarrollar ideas para mejorar el negocio en la Red.

Estamos ante un cambio muy importante en la forma de trabajar y relacionarnos en la empresa. La buena noticia es que esta transformación está comenzando para la función de RRHH y nos encontramos a tiempo de afrontarla con solvencia. Cuanto antes empecemos el proceso de “adaptación al medio” con iniciativas como las que acabamos de mencionar, antes generaremos el deseado retorno de la inversión. En cualquier caso, dado que será una inversión innegociable, cualquier iniciativa de divulgación (como la realizada por AEDIPE-Manpower) que ayude a comprender e impulsar esta andadura será siempre muy bienvenida.


Deja una respuesta