Conectarse al trabajo en remoto: todavía pocos…

Autor: Vicente Garnero

Solamente 3 de cada 10 empleados en España se pueden conectar en remoto con los sistemas de su organización para poder trabajar con independencia del lugar físico en que se encuentren. La mayor parte de los estudios concuerdan en que la cuestión del trabajo “a distancia” no admite extremos. Ni la oficina ni el domicilio son la mejor para opción para garantizar la productividad esperada. Como en tantas otras cosas, en la flexibilidad y libertad de elección está la “piedra filosofal”. Para ello es necesario dar a los empleados el acceso al lujo, antes inalcanzable, de poder utilizar en cada circunstancia de su actividad laboral el entorno que más favorezca su rendimiento. Ya no se trata de un problema tecnológico (ése está resuelto), ni de precio (ya no es excusa), ni tampoco de seguridad (aunque aún hay quién desconfía). Es una cuestión de mentalidad abierta, de apuesta por una cultura tecnológica y de dar la oportunidad a explorar nuevas formas de trabajo. Cada vez encontraremos en el mercado no sólo más mensajes apoyando esta causa, sino más herramientas para operar con nuestra oficina virtual desde cualquier dispositivo fijo o móvil.


Deja una respuesta